viernes, 7 de marzo de 2014

Es viernes, mamá: Desafíos

Comiendo tras la minisiesta

Desafíos a los que me somete el chico día sí día también sin el menor aviso por su parte. Cuando todo parece que está saliendo bien, ahí viene el chico y da un giro narrativo que lo pone todo patas arriba.

Sin ir más lejos, ayer al venir de la guarde la tuvimos sin un tráiler que me dijera de qué iba la película ni nada. Así, en el más estricto estreno de su situación, decidió que no le interesaba seguir la rutina que tenemos desde el principio de los tiempos, quedarse tonteando en su cuarto y obligarme a mi a hacer uso de amenazas y sobornos. Entre otras cosas porque no tenía ganas de gritar y porque yo misma tenía hambre y pasaba de dramas y sofocos. Ante su negativa a cambiarse de ropa (le quito el uniforme de la guarde), le dije que hasta que no se cambiara, no había comida. No solo no vino a cambiarse, sino que tiró toda la malla de juguetes por el suelo para ponerse a jugar con cosas que hacía meses que no tocaba mientras yo hacía el papel de mi vida haciendo como la que llamaba a su padre, a sus abuelos y a todo bicho viviente comentando en voz alta que "Guille no va a comer hoy porque se está portando mal". Él me miraba de un modo que me hace suponer que sabe más de lo que yo creo porque parecía pensar: "¿Qué te crees? ¿Que me chupo el dedo?".

Al final acabé comiendo yo sola mientras él jugaba la mar de apañado solo en su habitación llamándome a veces dándome a entender que no quería para nada comer. Ni siquiera el "Voy a comerme un Danonino" hizo el efecto esperado porque sí, se le abrieron los ojos y sí, cuando me preguntó por el Danonino le dije que para él no había y no, no le importó y se volvió a su habitación a jugar. Hasta que por fin salió con verdadera hambre y entonces la película pasó a mi dirección: ya no solo hacía falta que se cambiara para comer, ahora tenía que recoger toda su habitación... Y lo hizo, señores, lo hizo. Y yo, yo me sentía pletórica pero mal, qué le vamos a hacer. De tal modo que cuando se quedó dormido delante de su plato, una hora y media después de haber vuelto de la guarde, lo llevé a la cama chiquitita y yo me acosté con él para abrazarlo sin que se diera cuenta.

17 comentarios:

  1. Los niños son muy de hacer guerras de poder, pero aunque te sientas mal, que tú seas la que sale ganando es lo mejor para él. Ánimo y muchos biquiños!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tampoco está mi paciencia en sus momentos más cumbre últimamente!

      Eliminar
  2. jajjajaja.. y mi comentario?? te lo guardas todito para ti o no te ha molado??? ajjajajaj

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No me ha llegado!!! Ya decía yo que era muy raro que no te pronunciases! Inténtalo again, pleaseeee

      Eliminar
    2. jajjajajaj.. tioooo .. mira que como haya ido a los spams.. jajjajja.. puñetero blogger.. y ahora qué hago? copio todo el twitter aquí?? jajjajajja.. a ver, sobre todo, que mucho bien lo has hecho. no pasa nada porque se salte un almuerzo, pero esto son pequeños pasos para cuando lleguen desafíos mayores, que espero que no te salga "tomate" mini M, pobrecico mío.. jajajajj.. no a ver, pues es que esto es así. es un tira y afloja continuo.. a ti no te pasa que a veces no quieres hacer lo que "tienes" que hacer? pues a ellos idem, necesitan aprender que no siempre se puede hacer lo que uno quiere.. sino que hay unas circunstancias que se tienen que dar si o sí.
      yo creo que es vital este primer paso de mantenerte en el sitio, contandolo como lo has hecho, parece fácil, pero te puedo asegurar que he visto con mis propios ojos a madres y padres que se dedican a dar danoninos sin ton ni son.. y así no enseñas nada, bueno, nada no, enseñas a que tengan lo que quieren cuando quieren. y eso no es educar.
      de todas formas creo que esto tampoco es alarmante, y lo digo en serio. y tampoco es anormal que te sientas mal. pero eso es lo que no te tiene que vencer, porque la verdad es que sufres cuando provocas que mini M no esté todo lo a gusto que pudiera, pero también le educas..
      de todas formas, mucho ánimo, porque habrá más, y nos conocemos del 2.0 pero estoy convencida de que lo harás lo mejor que puedas y sepas y al final, saber acabar con un abrazo (del cual se entero!! jajjajaj.. que gracia me ha hecho eso de que no se enterara) me hace ver que sí, que lo harás muy bien...
      y como puedes ver no tapo a miniM jjajjajajaj.. que ya me gustaría, pero también hay que saber ser objetiva! o intentarlo por lo menos, porque también una cosa te digo, esto lo hacen todos los peques, y por hacerlo no son malos, solo están aprendiendo...

      y nota al pie, tu comentario en el adivinamos? me ha encantado!!!!!! jajjajajaajjajj... hijamiasimehepodidoreir... madre mía que agobio me has metido en el cuerpo maña!! jajjajaj.. prometo avisarte!!
      y lo del cole, tambien te he respondido, que uno de jornada continua y bilingüe.. pero que si puedes escoger alguno del que ya tengas referencias mucho mejor, sobre todo de infantil.. que las profes ahí se notan mucho si son buenas o no.. es arduo.. pero al final, quien educa es la familia.. así que intenta encontrar el que mejor se adapte..
      cualquier cosica que te pueda echar una mano, me dices!!

      mucha suerte con todo súper M!

      Eliminar
    3. ah, y un besico!!! dos!! o tres venga.... a ver si el señor M le da por pronunciarse!! jajajj

      Eliminar
  3. ayyy ue listillo a quien habrá salido?? jajjaj Enhorabuena por la "minivictoria" jajaj

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajjajajja.. .si señor M no se pronuncia después de esto... yo lo dejo por imposible!

      Eliminar
  4. Yo no diré nada porque era mucho peor que él!! Horas y horas todos los días para comer, merendar y cenar... Mis padres se merecen un monumento! Jajaja
    Pero bueno, a ver si ha sido algo puntual y no se revoluciona más que sino.... Vas a tener faena para rato xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues eso espero, que haya sido algo puntual. Si por algo fui tan estricta (a la hora de recoger y demás) es porque sé que porque se salte un almuerzo, no le va a pasar nada, come estupendamente y tiene reservas de sobra para soportarlo jajajajaj... El pobre!

      Besos!

      Eliminar
  5. Jajajajajaj!!! a mi niño le hago cada uno que cuando me mira con esa cara de perdonavidas me encanta!!!!
    mi niño es mi gato Roko :D

    besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, cada uno tenemos que lidiar con lo que la vida nos ha deparado: a mí con un chico y a ti, con un gato! Jajjaja

      Besos!

      Eliminar
    2. alllaaaaaaaaaaaa.. pero que me había emocionado con que había otro niño en la familia fruitis!!!!!! jajajjajaj.. venga acepto gato!

      Eliminar
  6. Cuando el hambre aprieta... Ay que duro! espero es lo mejor para él. Besotes!!

    ResponderEliminar
  7. El "Troll-Orco", unas albóndigas y yo también tuvimos un desencuentro hace meses. Equipo mama-albóndigas (que no mama albóndiga 1-Trolorco 0. No digo más ;-)

    ResponderEliminar
  8. ay, cómo entiendo ese me siento pletórica pero mal. totalmente identificada con ese abrazo final ♥

    ResponderEliminar

Dime algo si quieres...