lunes, 1 de julio de 2013

Relato con Foto: Con solo un segundo



Todavía recuerdo tu peso al nacer y noto aún esa presencia física que dejabas en mis brazos justo después de dejarte en la cuna. A estas alturas y sigo disfrutando recreando el momento en que viniste al mundo, ese justo instante en que dejamos de ser dos y ya fuimos tres para siempre. Ese justo instante en que un segundo de vida contigo pasó por encima de 31 años sin ti.

2 comentarios:

  1. Ohhh q bonito, los pelos de puntas Maria.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Inma, que lloro y todo cuando lo leo... ¡Ay!

      Eliminar

Dime algo si quieres...